Otras Voces

2
COMPARTIR

#Hablemos Bien

Existen circunstancias que nos llevan a analizar situaciones  con detenimiento y ver las mejores acciones y soluciones; fue así que en la pasada visita en la que acompañé al gobernador Miguel Márquez, al director general de Petróleos Mexicanos, José Antonio González Anaya y al senador y líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) Carlos Romero Deschamps, a realizar un recorrido por el área, en la que el miércoles 15, se registró uno de los accidentes más lamentables  en la RIAMA.

Estuvimos con los familiares de los lesionados, de los cuales lamentablemente han fallecido siete de las ocho personas que se vieron involucrados en lo ocurrido en la Terminal de Almacenamiento y Distribución; de la misma manera recorrimos el área siniestrada para constatar el estado de las instalaciones y el personal que ahí labora.

Son momentos en que debemos de unirnos ante las adversidades, mostrar la solidaridad  y por ello también plantear soluciones que nos ayuden a todos, donde todos nos beneficiemos, donde se garantice la seguridad laboral.

Publicidad

En más de una ocasión, desde el Ayuntamiento hemos levantado la voz para que se haga lo necesario por impulsar esas mejoras que tanto necesita nuestra refinería. En este camino el apoyo de los síndicos y regidores ha  sido fundamental y bajo el nombre de Salamanca seguimos insistiendo ante la federación para que en el corto plazo se tengan resultados importantes.

Así viene, una vez más, la urgencia de una reconfiguración de la Refinería Ing. Antonio M. Amor, y no es un tema menor, al ser una de las instalaciones con más años funcionando, si bien no es la más antigua, pero sí con casi 67 años de vida;  además de ser de las más importantes en el país, por su ubicación estratégica en el Bajío, y por la producción diaria para dar abasto al territorio nacional y que merece toda nuestra atención, por todo lo que representa, el sustento de miles de familias.

RIAMA llegó a revolucionar un municipio, a marcar historia; hoy es tiempo de marcar nuevamente la historia no solo de Salamanca sino del país. Nos encontramos frente a un momento histórico inigualable, en el que podemos dejar huella de una manera positiva y debemos aprovecharla trabajando por el bien de los salmantinos.

En la actualidad la Refinería Ing. Antonio M. Amor produce una amplia variedad de combustibles y energéticos, como las gasolinas Premium y la Magna Ultra Bajo Azufre,  Diesel, por nombrar a algunas.

Con la  inauguración de la planta de Combustibles Limpios, hace cerca de un año, se dio un gran avance con la disminución de contaminantes retirando la mayor parte del azufre de las gasolinas, como parte del compromiso de mejora y protección del medio ambiente.

Es un avance sin duda, pero no es suficiente, se requiere un esfuerzo mayor, que incluya a todas las plantas que integran la refinería, que se ponga al día con las tecnologías y los procesos actuales.

La Reconfiguración ha sido anunciada por años y en diferentes escenarios; es me atrevo a decir, Urgente para Salamanca, por temas, como ya mencionaba, contribuir a una mayor rentabilidad, a tener un mejor medio ambiente con una reducción de emisiones  contaminantes y mejor aprovechamiento de los recursos, a brindar instalaciones con mayor seguridad para sus trabajadores con la optimización de los protocolos, además claro está,  del impulso a la economía,  la generación de empleos locales y otros tantos de municipios cercanos, por nombrar sólo algunos beneficios.

He insistido en el tema, en la importancia, en lo que representa, y  es por ello que en reuniones sostenidas con directivos de Petróleos Mexicanos, en sus diferentes niveles, hemos ahondado en el tema, hemos solicitado y reiterado lo que significaría para Salamanca el lograr la ansiada reconfiguración que permitirá una mayor productividad.

Las instalaciones continúan siendo las mismas, con mantenimientos menores que parecieran pequeños parches, mientras la demanda de los productos aumenta, y no son suficientes.

Me queda claro, y sé que somos varias las voces que abogamos para que esto sea una realidad y que no pase más tiempo, Salamanca y su refinería necesitan la reconfiguración en calidad de urgente, soy un convencido que no debe alargarse más este proceso y dar suficiencia a tan importante inversión.