Otras Voces

0
COMPARTIR

La opacidad en Guanajuato tiene cifra: 9 mil millones de pesos

 

rbara Botello

El estado de Guanajuato sigue siendo noticia. Lástima que sea para mal.

Publicidad

El miércoles 15 de febrero el Auditor Superior de la Federación, Juan M. Portal, nos entregó el Informe General de la Cuenta Pública 2015. Nos enteramos de múltiples irregularidades cometidas en varios estados que son gobernados por distintos partidos.

Desde luego lo que más me preocupa es lo que ocurre en Guanajuato.

Según los datos del informe, estamos en el deshonroso séptimo lugar de la opacidad y del subejercicio de recursos federales.  El monto, sumado con ejercicios anteriores que siguen sin aclararse, llega ya a los ¡9 mil millones de pesos!

Todavía hay observaciones pendientes de solventar del 2011 al 2014 por un monto de seis mil 973.8 millones de pesos.

Estos datos revelan que hay poca eficacia en el ejercicio del gasto público federal que ejerce el gobierno del estado y, por supuesto, incumple con todas las reglas de fiscalización, transparencia y rendición de cuentas.

Lo más alarmante es que el monto de lo observado al estado de Guanajuato, en la cuenta pública 2015, es de 2 mil 233.2 millones de pesos, que son prácticamente los mismos niveles que se observaron en la cuenta pública del 2014.

Te podría interesar:  Otras Voces

¿Qué está pasando? ¿Por qué somos la séptima peor entidad en el manejo del ejercicio de los recursos federales?

También es preocupante el subejercicio respecto al monto asignado de programas sociales muy importantes como es, por ejemplo, el fortalecimiento de la calidad de instituciones educativas, recursos de los proyectos de desarrollo regional para diputados, etiquetados directamente para los municipios, el Programa Prospera y el programa de expansión en la oferta educativa media superior.

¿Por qué están guardando el dinero cuando debe aplicarse en todos esos programas?

Definitivamente se deben corregir los procedimientos, pero además urge que el tesorero del Estado solvente y explique en dónde han estado asignadas esas cantidades, y que a la brevedad finque las responsabilidades correspondientes a los funcionarios que tuvieron que ver con el manejo de estos recursos.

De entre todos los estados que enfrentan este problema, el que más me preocupa es Guanajuato. Me debo a los guanajuatenses. Por eso seguiré insistiendo en que se aclaren todas estas observaciones, porque de no hacerlo, cada vez llegarán menos participaciones federales a la entidad. Eso nos afecta a todos.

¡Nos leemos la próxima semana!