“La literatura nos da historias que nos permiten vivir”: Juan Villoro

0
COMPARTIR

El escritor mexicano ha pasado toda su vida rodeado de libros

Redacción 

Conexiones .- “La universidad es la gran casa de las ideas, la discusión y sobre todo de la interlocución entre los que saben y la sociedad, para tratar de transformarla”, así lo dijo Juan Villoro durante su visita a la 59 Feria del Libro de la Universidad de Guanajuato.

Juan Villoro es uno de los escritores mexicanos más prolíficos e influyentes, que a lo largo de su trayectoria literaria ha trabajado con diversos géneros entre los que destacan el cuento, la crónica, el ensayo, la literatura infantil, etc. Además, ha sido acreedor a múltiples premios como el Premio Herraldo de novela, Premio Internacional de Periodismo Rey España, el Premio Iberoamericano de Letras y recientemente el Premio Ramón López Velarde, entre otros.

Publicidad

Debido a su participacion en la Feria del Libro de la UG, en entrevista, el escritor definió a la universidad como un lugar que “debe tener un papel de conocimiento y un papel de crítica, son cosas que van unidas porque el que conoce trata de transformar la realidad. No hay conocimiento que sea exclusivamente especulativo. Todo conocimiento tiene una aplicación necesaria, a veces más pronto, a veces más tarde”.

El autor nació en en la Ciudad de México en el año de 1956, es hijo del destacado filósofo Luis Villoro y desde temprana edad, comenzó a interesarse en el oficio de escribir y por ende, se convirtió un acérrimo lector.

Te podría interesar:  Gozan de la lectura

Al respecto, comentó que la lectura “es una experiencia maravillosa –yo creo que es una forma de felicidad-, el que lee debe hacerlo por placer, puede uno viajar sin moverse a otras latitudes y a otras épocas. Además, los libros nos revelan mucho de nosotros mismos, son ventanas para ver a lo lejos pero son espejos para ver en nuestro interior”.

Villoro dijo que los libros permiten que nos conozcamos mucho mejor, “el que lee tiene siempre dos experiencias en la realidad: el mundo de los hechos y un mundo adicional que complmenta y mejora este mundo. El mundo está incompleto pero el hecho de leer nos lo completa y eso es una experiencia formidable”.

El escritor mexicano ha pasado toda su vida rodeado de libros y escribió uno, que trata precisamente del hecho de leer, llamado “El libro salvaje”. Villoro mencionó que ese libro lo escribió para lectores jovenes, “trato de compartir la vida entre los libros, yo me he relacionado con las personas a través de los libros. He perdido libros y los he encontrado de la manera más extraña, tengo la impresión de que los libros están animados con una vida propia y que a veces se acercan a nosotros o se alejan según su voluntad”.

Continuó diciendo que “es como si los libros nos consideraran en ocasiones merecedores de su contenido y, en otras, nos consideraran indignos de él. Esta relación con los libros, me llevó a escribir la historia de un libro (el Libro Salvaje) que no quiere ser leído  y que luego se convence de que sí puede tener lectores. Hay un grupo de gente que atrapa este libro y quiere saber lo que contiene, esa es una metáfora, una manera de relacionarme a través de la literatura con el mundo de los libros que ha sido tan importante”.

Te podría interesar:  Villoro gana Premio López Velarde 2016

Juan Villoro confesó que, con los libros, se ha sentido siempre rodeado de seres vivos “porque cada libro está animado por la persona que lo escribió, pero tambien por las muchas personas que lo han leído”.

Para finalizar, habló de la función social de la literatura, destacando que “la literatura tiene muchas formas de ser útil, sólo que no existe una utilidad inmediata. No puede haber un libro que transforme de inmediato el mundo, pero la literatura nos ayuda a comprender el sentido de una realidad que no tiene sentido. La literatura es una manera irrenunciable de otorgarle sentido al mundo, porque la especie humana para tolerar la existencia, necesita historias. Por ejemplo, si nos detectan una enfermedad grave, comenzamos a pensar en cómo le diremos a nuestros hijos, a nuestros padres… nos construimos y enfrentamos un relato para hacer la vida más tolerable y eso es lo que hace la literatura, darnos las historias que nos permiten vivir”.