Dis-CAPACIDAD

0
COMPARTIR

Mujer y Discapacidad

 

Mujeres, Guanajuato necesita de su fortaleza en la construcción de un mejor Estado, necesita de su constancia, de su tenacidad y su talento para seguir adelante con nuestro ritmo de crecimiento y de la armonía que ustedes aportan a la convivencia para construir mejores comunidades.

 Miguel Márquez Márquez

Publicidad

 El mundo entero conmemoró esta semana el Día Internacional de la Mujer. En materia de la política de Discapacidad, enmarcamos un Campamento de Formación y Desarrollo Personal “Descubriendo mis Capacidades”, dirigido a este sector de la población.

Un total de 28 mujeres de diversos municipios de nuestra entidad, usuarias de silla de ruedas, tomaron parte, en las instalaciones del Campamento Recreativo de DIF Nacional, en Nayarit, de una jornada de 5 días en el que recibieron capacitación para llevar una vida independiente e impulsar su desarrollo individual y familiar.

Estoy convencido que, sin importar su condición, son las mujeres pilar del desarrollo de nuestra entidad y que efectivamente en cada acción nos dan muestra de fuerza, tenacidad y fortaleza. Hoy les comparto ejemplo de lo anterior, como base para seguir impulsando el empoderamiento y la protección de los derechos de las mujeres, en particular, cumpliendo con nuestra encomienda legal, de las mujeres con discapacidad.

Adriana Araiza, de San Miguel de Allende, de 35 años. Conducía su vehículo en carretera y un motociclista invadió su carril por lo que al tratar de evadirlo, salió de la cinta asfáltica y ahora es usuaria de silla de ruedas. Se sentía abatida y aislada, pero en esta formación conoció a otras personas en situación similar: “venía llorando en el camino porque nunca había tenido esta experiencia de verme rodeada de personas con discapacidad como yo”. Su fuerza y carácter la llevan a la perspectiva de hacer cosas importantes con sus capacidades y sin el límite de su discapacidad por sus tres hijas.

Te podría interesar:  Dis-CAPACIDAD

Raquel Alvarado, de Guanajuato capital, sufrió un accidente que le causó lesión medular lo que le impide movimiento de piernas. Ella recomienda que es importante reconocer la discapacidad para trascender, “sanar el corazón es saber que tenemos vida, empoderarnos, seguimos siendo nosotras mismas”. Está feliz por su avance para ser una persona independiente y alcanzar sus metas con su familia.

Lupita Cruz Corona, de 18 años, de Pénjamo, tiene discapacidad motriz congénita pero en este campamento, al ver el mar, se bajó de la silla de ruedas, en la arena posó sus manos, rechazó ayuda y se desplazó sola, hizo el trayecto de alrededor de 20 metros para llegar, por sus propios medios, de manera independiente, a disfrutar y sentir en su cuerpo, lo que hasta ahora era uno de sus sueños en la vida y por el que salió de casa para alcanzar metas trazadas: conocer el mar, sentir el agua en todo su ser, la espuma en su rostro, vivir la emoción que nos muestra la naturaleza y la majestuosidad del mar, gritar: “gracias vida, tengo vida, tengo sueños y todos podemos alcanzarlos”.

Lo que en Guanajuato estamos haciendo, como sociedad y como gobierno, para promover los derechos de las mujeres con discapacidad, es impulsar la igualdad de oportunidades y mejores condiciones de vida. Nos falta camino por recorrer pero sin duda que avanzamos en esta tarea para fortalecer las oportunidades y encontrar mejores proyectos de vida para este sector. Mi correo: jgrimaldoc@guanajuato.gob.mx

Te podría interesar:  Otras Voces